los tipitos

Los Tipitos en el Teatro Maipo

los tipitos

Viernes 11 de Noviembre

Federico Bugallo (bajo y coros)

Walter Piancioli (piano, guitarra y voz)

Raúl Ruffino (guitarra y voz)

Pablo Tevez (batería y coros)

En la medianoche de un viernes ya pasado a sábado, nos congregamos en un céntrico y bello teatro típicamente de revistas, colmado. Allí nos encontramos con un público de surtidísimas edades y estilos. Algunos ya maduros que conocen a Los Tipitos desde sus comienzos, allá por la peatonal gesellina, donde comenzaron tocando en el verano del 92.

Por esas épocas todos éramos muy jóvenes, ellos hacían shows a la gorra bajo el nombre de Los Panson primero y Los Penes Erectos después, junto a un grupo de mimos (Los Ote) y luego, a partir de ese trabajo como artistas callejeros lograron cosechar un buen grupo de fieles seguidores.

Los Tipitos no son unos improvisados, además del talento musical tienen años de trabajo y mucho show encima. Son artistas que se ganaron a puro sudor el lugar que hoy se merecen, y quizás por eso será que nunca perdieron la humildad, inclusive mantienen ese contacto tan fluído y espontáneo que siempre tuvieron con el público.

Contando con mucho talento pero poco dinero, fue León Gieco quien años atrás recibió un “cassette” con las primeras canciones de Los Tipitos y quien los alentó para seguir trabajando para luego producirles lo que sería su primer placa, denominada al igual que la agrupación.

Luego de ubicarnos en el fino espacio teatral, aparecieron vestidos muy elegantemente los cuatro Tipitos sumados a el músico invitado, Mariano Custodio en guitarra y teclados abriendo la noche con un enganchado de los temas “Sábados Blancos” y “Falsheadito”. Continúan con temas como “En el cielo”, “Búsquenla”, “Hay un lugar”, “Pueblo” y luego un homenaje al rock nacional con hermosas versiones con mucho estilo propio de “De igual a igual”, de León Gieco, “Mil Horas” de Los Abuelos de la Nada y el ya clásico “Siguiendo la luna” de Los Fabulosos Cadillacs.

En estos temas las voces van rotando entre Willy y Raúl. Ambos con un timbre dulce y mas bien agudo y similar entre ellos. Pablo Tévez, tímido, desde la batería, arroja unos coros que también son muy hermosos.

Las letras se podían entender a la perfección y la fidelidad entre el disco y el vivo fue impresionante.

No noté desafinaciones ni pifies desde los instrumentos. Muy prolijo el show, denotando mucho trabajo y experiencia musical a pesar de la “informalidad” que manifiestan ante el escenario.

La velada continuará con “Silencio”, “Master of the Universe” con un Willy  lookeado con glamour, plumas, lentes y lentejuelas y realizando un gracioso “acting”.

Los músicos salen de escena para dar lugar a un grupo de vientos “Trombones en gira”. Nueve músicos de calidad que interpretarán un clásico tema cinematográfico y luego una versión de “Campanas en la noche” con el público cantando la letra. Hermoso momento.

Regresan Los Tipitos ahora con nuevo e informal vestuario, dejando la gala atrás…sobre todo Federico, con una bermuda playera y musculosa de colección…

Ahora Raúl tocará solo, con su guitarra acústica “Canción Cósmica”. Hermosísimo y suave tema.

Luego continúan a dúo Willy (en teclado) y Fede (en guitarra y armónica y también ¡cantando!). Tocarán un tema acerca de una navidad, dedicado a varios amigos de la banda.

Sonarán también “Se te nota”, “Matorral”, “Júrame” cuyo video está filmado por alumnas de la U.B.A a quienes los músicos destacaron y agradecieron, “Laberinto”, el hit “Basta para mí”, “El Poli”, un tema sin título aún que Willy escribió para AEPSO, fundación que lucha contra la Psoriasis, enfermedad de la piel que él mismo padece.

Sonaron temas de todos los tiempos, mechando algunos de su último disco con otros de muchos años atrás…

La noche va cerrando con algunos rock and rolles más pesaditos, como “El Rock de los patitos” y algunos temas más como “Flores Negras”.

Generosos con el público y con el show, que duró más de dos horas, Fede abre un espacio para que el público diga lo que quiera, opine, comente…momento donde muchos seguidores de la banda felicitaban, invitaban a comer asados, pedían un lugar donde se pueda escuchar de pie, comentaban anécdotas…El público de Los Tipitos es realmente escuchado y siempre tenido en cuenta. Público al cual la banda le agradeció numerosas veces por el aguante y la fidelidad, saludaron, reconocían de otros encuentros, le firmaban, se tomaban fotos, etc…

Una noche de hermosa música en manos de lindas personas.

Leave A Comment